Entrada destacada

Las ciudades más amenazadas por el cambio climático

Los veranos son cada vez más calientes y los inviernos más templados, después de tres años que batieron todos los records de calor (20...

domingo, 17 de febrero de 2013

Sabías que? Isabel la Católica...





Muchas cosas conocemos de Isabel la Católica, la reina castellana que financio la aventura en ultramar de Cristóbal Colon, que empeño “sus joyas” para conseguir los fondos, que caso con Fernando de Aragón y pasaron a la historia como los “Reyes Católicos”, etc.  Algunas de ellas son muy ciertas, otras no tanto, pero es justo que conozcamos otros detalles históricos que convierten a Isabel, sin lugar a dudas, como una de las mujeres más sobresalientes e influyentes de la Historia Universal.  Veamos :
  •        Fue una de las pocas reinas en la historia que se han autocoronado.  Lo hizo en 1474 cuando ella misma se declaro regente.  Tenía un carácter fuerte y, sobre todo, autodeterminante, y cuando finalmente logro proclamarse Reina de Castilla al morir su hermanastro Enrique IV, y después de varios años de guerra por la sucesión de Castilla, quiso no dejar lugar a dudas de que quería y podía regentear con plenos poderes (impartir justicia) por encima de su esposo, en aquel momento el Príncipe Fernando de Aragón, como era la tradición.  Junto a su esposo, protagonizó el caso de diarquía (gobierno compartido por dos personas con igualdad de poderes y prerrogativas) mas ejemplar y funcional de la época moderna.

  •      Es el monarca que logra la Reconquista de España, al expulsar a los árabes de la Península Ibérica, empresa en la que habían fallado todos sus predecesores durante cerca de 800 años.

  •     Gracias a su apoyo, el viaje exploratorio de Cristóbal Colon pudo llevarse a cabo y, con él, el descubrimiento de América.  Fue Isabel la única soberana de esa época que creyó en la factibilidad de la teoría de Colon (ni siquiera su esposo el Rey Fernando) y la posibilidad de expandir el Reino de España a dimensiones “imperiales”.  Recordemos también que este hecho es el que los historiadores referencian para marcar el momento que inicia la Edad Moderna, dando fin a la Edad Media.

  •      Ella es quien instituye la Santa Inquisición, que aunque es tristemente recordada por las torturas y la quema en la hoguera de miles de supuestos herejes, el principal propósito de Isabel era crear un mecanismo que vigilara la doctrina de la fe cristiana y combatiera las desviaciones morales, ya que su devoción católica era grande.

  •     Desterró a los judíos de España, en su afán por “cristianizar” la península, además de que esta comunidad tenía fama de acumular riqueza a cualquier precio y siempre se dudaba de su lealtad a la corona.

  •       Es oficialmente considerada como “precursora de los Derechos Humanos” al declarar la igualdad de sus súbditos americanos.  Incluso, se cuenta que se enojo bastante cuando se percato que Colon, al retornar de su primer viaje, había traído a los indígenas que presento ante la corte, en contra de su voluntad y que a muchos de ellos los vendió luego como esclavos.  La Reina Isabel luego ordeno recomprar esos nativos a sus nuevos dueños para otorgarles su libertad y retornarlos a América.

  •      Se le atribuye la creación de los “Hospitales de Campaña”, para atender a los heridos en las campañas militares.

  •      Es considerada por muchos como “la primera mujer moderna”, porque hace más de 500 años, ella  fue la primera que hablo de derechos humanos y de la libertad de la mujer.  Insistentemente en sus cartas y cedulas reales hablaba de los aborígenes americanos como sus “súbditos”, porque no eran “siervos”, y hablaba de que “amaba a sus súbditos de ultramar”.  Un ejemplo de lo avanzada que estaba a su tiempo en materia de derechos humanos fue una carta real en la que afirmaba “a los súbditos de ultramar no se les de más de ocho horas de trabajo al día, y que no trabajen ni sábados ni domingos”.  ¡Y eso fue en el siglo XV! 

  •      Fue la primera en preocuparse por crear “colegios de mujeres”, porque entendía que ellas debían ser instruidas para tener la capacidad de tomar decisiones y no ser simples consortes o esposas de sus maridos.


Si asumimos como cierto el postulado de Carlos Marx de que no es la inferioridad de las mujeres la que ha determinado su insignificancia histórica, sino que su insignificancia histórica ha sido la que ha determinado su inferioridad, postulado con el que la insigne feminista Simone de Beauvoir estaba de acuerdo, entonces tenemos que aceptar que Isabel la Católica es “la mujer del milenio”, cuyo ejemplo, coraje y determinación transformó el mundo conocido y permitió, junto al aporte de otras valerosas mujeres como Catalina de Rusia, Juana de Arco, Isabel de Inglaterra, Madame Curie, etc., que las mujeres hayan conquistado el sitial que ostentan hoy, en una época donde, aun persistiendo la desigualdad de género, la verdadera igualdad entre los sexos cada vez está más cerca.